‘El miedo que dan las eses’- Jaiku largo

 

La verdad que procuro

mantenerme lejos del folio en blanco

de librerías, de museos,

del cuero arrugado de los labios

que penden, colgajos,

en las barbillas de hombres descalzos.

 

Hay un espacio vacío y lleno

de información que desconfío.

 

Necesariamente –me digo,

debe haber respuestas

para cada pregunta.

 

Si lo que a mí me angustia –sigo,

es ese plural.

 

No el plural de los folios, los museos o los viejos,

no las eses generales,

como buena murciana,

sino las eses que marcan,

precisamente –me digo,

que no hay solo una respuesta

a cada una de las preguntas.

 

Por muy pura,

concreta,

por bien que la formule,

con maña de artesano

mimo de monje

tibetano

 

solo seré una murciana que trata

palacios con mondadientes

y mi cuna humana me condena

a la ese

que tanto miedo me da y me como siempre

cuando –pregunto

cómo ehtáh.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s